Ciclo del oxígeno

El principal componente del ciclo del oxígeno son los seres vivos, que por medio de la respiración aerobia consumen oxígeno molecular (O2).

add
B@UNAM
CUAED

Ciclo del oxígeno

volume_up
  • Los animales emplean el oxígeno par obtener energía y mantener en funcionamiento su metabolismo. De este modo, el oxígeno atmosférico pasa a través de los distintos organismos y al final una porción se revierte a la atmósfera y queda disponible para ser utilizado nuevamente.
  • El principal componente del ciclo del oxígeno son los seres vivos, que por medio de la respiración aerobia consumen oxígeno molecular (O2), tanto de la atmósfera como el que está disuelto en el agua y liberan energía al fragmentar la molécula de glucosa en CO2 y H2O.
  • Las plantas capturan la energía de la luz y la almacenan en la molécula de glucosa que se forma a partir de CO2 y H2O, las algas verdeazules también capturan esta energía solo que lo hacen en pequeñas cantidades. Así, se completa el ciclo con la fotosíntesis y por ésta se mantiene un equilibrio entre los procesos, pero ellas no son las únicas productoras de oxígeno. Aunque en pequeñas cantidades, se produce también por la actividad volcánica, en las reacciones de oxidación en los procesos erosivos y en la disociación de agua atmosférica por efecto de radiación ultravioleta. La reserva de oxígeno para los organismos de respiración aerobia se encuentra en la atmósfera terrestre en un 21% y disuelto en el agua para los organismos acuáticos.
  •                            

Otra parte del ciclo del oxígeno es su conversión en ozono. Las moléculas de O2 activadas por las radiaciones energéticas de onda corta se rompen en átomos libres de oxígeno, que reaccionan con otras moléculas de O2, formando ozono (O3). Esta reacción de formación de ozono es reversible, de tal forma que el O3, al absorber radiaciones ultravioletas, vuelve a convertirse en O2. La capa de O3 es una capa protectora que recubre a la estratósfera e impide el paso de la radiación ultravioleta que proviene del Sol.

Seguramente has escuchado sobre el adelgazamiento de la capa de ozono (en 1999), a la que se llegó a llamar “agujero de ozono”. Pero, ¿por qué nos alarmamos por la reducción del ozono? La capa de ozono es nuestro escudo protector (sin él llegaría directamente a la Tierra más radiación ultravioleta y causaría más alteraciones en la información genética, mutaciones, cáncer de piel, cataratas y debilitamiento del sistema inmunológico). Además, afecta al proceso de fotosíntesis y si el fitoplancton baja su actividad productora de oxígeno podría alterar la composición de la atmósfera.

En la reacción de formación de ozono, en forma natural el O2 tiende a reaccionar con el óxido de nitrógeno para formar nuevamente dióxido de nitrógeno. Sin embargo, fuentes de contaminación provenientes de automóviles y tintorerías arrojan grandes cantidades de hidrocarburos a la atmósfera, con lo que impiden el proceso de reversión, ya que el óxido de nitrógeno reacciona más fácilmente con los hidrocarburos. Por tal razón, el ozono se acumula en la troposfera y alcanza concentraciones que lo hacen nocivo para la salud, causando irritación de los ojos, superficies mucosas de las vías respiratorias y lesiones en los pulmones.

Autoevaluación

Arrastra la imagen correspondiente con su descripción.

Producen más O2 que el que absorben, por lo que la atmósfera se enriquece.

Reaccionan con otras moléculas de O2, para formarlo.

Oxígeno

Porcentaje de O2 en el aire que respiramos.

Porcentaje de Oxígeno en nuestro cuerpo.

Consumen O2 y liberan energía al fragmentar la molécula de glucosa.